Rodas marca la nueva era de la Vuelta a Guatemala

Bajo un manto azul, que a ratos se tornaba gris, salió Manuel Rodas a dar su última cuota… Vestido de amarillo líder se puso su casco y subió a su caballito de acero. Hoy era un día de fiesta, de celebrar su segundo título en tres años. La 59 Vuelta Ciclística a Guatemala era suya, él lo sabía desde ayer; lo de este viernes era mero trámite.

Los 105 kilómetros sobre el Anillo Periférico se hacían eternos, pero los escuderos del Decorabaños acompañaban al oriundo de Quetzaltenango durante la última etapa, la décima, la de la consagración… Después de 28 horas 32 minutos y 49 segundos, salió victorioso, como el monarca que es.

Aclamado por los cientos de aficionados que lo recibieron en el parque Erick Barrondo, el quetzalteco ingresó al libro de los históricos ciclistas del país, al sumar dos giros (el primero en el 2017), junto a Aureliano Cuque López (1959 y 1961) y Edin Roberto Nova (1984 y 1988).

El colombiano Bryan Gómez, del equipo estadounidense Gateway-Devo Cycling, fue el ganador del ultimo día con tiempo de 2 horas, 23 minutos y 19 segundos. Fue seguido por el guatemalteco Julio Padilla y el peruano André González, que completaron el podio con el mismo registro.

Los lideratos de volantes y montaña quedaron en manos internacionales; el primero para el peruano Alonzo Gamero, con 44 puntos, y el de las piernas de acero se lo llevó el colombiano Cristian Cubides, con 35 unidades. El premio para el mejor sub 23 fue para el cafetero Yeison Rincón.

El último maillot de los Valores Olímpicos, del Comité Olímpico Guatemalteco, fue para Oscar Serech, del equipo del Ejército de Guatemala, gracias al coraje de culminar la vuelta, luego de una aparatosa caída en la penúltima etapa.

Prensa CDAG.